(Dolor cronico fisioterapia) El dolor crónico es un problema de salud que afecta a una de cada cinco personas en el mundo, que viven su día a día con algún tipo de dolor constante y difícil de tratar y eliminar.

En ocasiones, el dolor crónico no tiene una causa aparente que lo explique, lo que lleva a muchos pacientes a sufrirlo sin posibilidad de curación. En otras, el dolor se debe a patologías concretas que pueden ser difíciles de tratar, como la artrosis o la fibromialgia.

Aunque la percepción del dolor tiene un componente subjetivo, que provoca que algunas personas tengan menos tolerancia al dolor y que otras puedan soportarlo mejor, lo cierto es que el dolor crónico puede llegar a ser muy incapacitante. Por eso, y para contribuir a mejorar la calidad de vida de los afectados. (Dolor cronico fisioterapia)

Lo que proponen los fisioterapeutas es que los pacientes puedan comprender mejor qué es el dolor y cómo funciona: se trata de un mecanismo que tiene el cuerpo para alertarnos de que algo no marcha bien, en líneas generales.

El problema está en que, en ocasiones, el dolor deja de ejercer esta función protectora y se queda ‘activado’ de forma constante. Se considera dolor crónico a un dolor con una duración mayor de 3 a 6 meses, y que no responde bien, o deja de hacerlo progresivamente, a los tratamientos más frecuentes, sin que haya un motivo que lo explique mejor. (Dolor cronico fisioterapia)

En este sentido, comprender bien la neurobiología del dolor es esencial para saber a qué nos enfrentamos, lo que nos permitirá perder el miedo al dolor y a los movimientos que nos aumentan ese dolor, pero que pueden ayudar a la recuperación.

Los fisioterapeutas recomiendan contactar con un profesional que realice una valoración del paciente y paute ejercicios terapéuticos encaminados a mejorar la movilidad, fuerza, equilibrio, etc. y, con ello, tanto la percepción del dolor como su propia evolución

Leer también: Fisioterapia y la salud mental

Se recomienda probar distintas técnicas para tratar el dolor crónico, entre ellas la terapia manual, termoterapia, electroterapia, la fisioterapia invasiva, la estimulación transcraneal o el uso de métodos de representación del movimiento como la realidad virtual en el tratamiento del dolor.

Herramientas que se pautarán en función de las condiciones físicas y psicológicas del paciente, y del potencial beneficio que podrían proporcionarle, y que pueden contribuir a mejorar la calidad de vida de los millones de personas que conviven cada día con el dolor. (Dolor cronico fisioterapia)